Psicología integradora

 

Todos sabemos y reconocemos la apertura de conciencia y de comprensión de la psique y de la conducta humana que significó para la ciencia occidental, el aporte y la investigación de  Sigmund Freud y los psicoanalistas seguidores y disidentes. Hemos podido describir y diagnosticar mecanismos  y partes del aparato psíquico muy útiles a la hora de analizar las partes. Pero también nos encontramos con la insuficiencia del análisis a la hora de producir cambios favorables en la disminución del sufrimiento individual, de lograr relaciones interpersonales y sociales más satisfactorias y menos destructivas, y abordar otras problemáticas existenciales y espirituales, filosóficas y culturales.

Así es como surgen autores como el Dr. Roberto Assagioli, psiquiatra florentino, que se retiró de los círculos de Viena, en los que participaba con Carl Jung y Vicktor Frankl, también disidentes de Freud, porque al psicoanálisis le faltaba el espíritu. Assagioli se fue a la India y allí aprendió el espectro amplio de conciencia que incluye el inconsciente colectivo descripto por Jung y logró hacer una espléndida sistematización integradora, en su PSICOSÍNTESIS, que agrega a los ya descriptos del aparato psíquico, el YO CENTRAL, el YO SUPERIOR y el SUPRACONCIENTE, y desarrolla y aplica valiosas técnicas para desarrolar el máximo de las potencialidades humanas individuales y colectivas.

Frankl,  psiquiatra sobreviviente de un campo de concentración, experimenta y da testimonio del poder del espíritu ante la más atroz de las adversidades, fundando la Logoterapia , y resaltando la importancia de la voluntad de sentido y las técnicas de autodistanciamiento y autotrascendencia para orientar problemáticas tan acuciantes como las adicciones, la depresión y la violencia, predominantes en la época actual.

Y así llegamos a la licenciada argentina Amalia Estévez que nos describe la PSICOLOGIA INTEGRADORA, de la siguiente manera:

“La psicología integradora es un enfoque sintético de la mente, que permite la comprensión teórica ampliada de ese vasto y complejo universo que es el ser humano interior, su salud, sus enfermedades, y sus caminos graduales de crecimiento, evolución y plenitud. Basada en la Psicología Integradora, la psicoterapia integradora permite actuar en el nivel específico de desarrollo que trae cada paciente, y concentrar el trabajo terapéutico específicamente en el pasaje hacia la integración en el próximo nivel posible para él:
En las psicosis, trabajando para ayudarlo a salir del mundo alucinatorio e irreal en que está sumergido, para INTEGRARLO a un nivel estructural más avanzado, con contactos graduales con la realidad externa y posibilidad de conectarse y establecer relaciones amorosas y no destructivas.
En las neurosis, trabajando para hacer aflorar lo inconciente reprimido, para INTEGRARLO con los aspectos oscuros que había apartado de su conciencia, poner luz sobre su propia sombra, reconocer las poderosas energías que había mantenido bloqueadas por temor a conocer las cosas de sí mismo que lo atemorizaban, verse poco a poco sin miedo hasta aceptarse, y restablecerse como un ser más entero, más rico, más comprensivo y más potente de lo que había sido antes.
En la separación funcional entre el cuerpo y la mente, INTEGRANDOLO a la riqueza originaria cuerpo-mente de la que en general había gozado cuando era niño, haciendo de nuevo conciente el prodigio de los sentidos despiertos y abiertos, el cuerpo revalorizado y liberado con todo su gozo y su alegría y la atención integral captando el presente de instante en instante. En la separación con los demás, INTEGRANDOLO, a través del conocimiento y la práctica de los juegos de roles, a relaciones personales más maduras y fecundas.
En las neurosis de identidad, trabajando para que pueda ir liberándose de normas impuestas que no reconoce como suyas, e ir INTEGRANDOSE con sus propios y auténticos valores personales, reconociéndolos y dándoles real importancia y validez en su vida.
En la angustia existencial, trabajar para ir reconociendo e INTEGRANDOSE a su propia capacidad filosófica, de reflexión y de introspección, y sí ir descubriendo su personal actitud frente a la vida y frente a la muerte. En la intuición o certeza de haber tenido vidas anteriores, que explicarían relaciones o sucesos de su vida actual cuya causa no comprende conscientemente, INTEGRARLO a su pasado mediato, haciéndole revivir los sucesos de una o varias vidas anteriores, a través de una seria psicoterapia regresiva a vidas pasadas, para tener una visión más amplia del trayecto que lo ha traído hasta su presente.
En la angustia de “la nostalgia del hogar perdido”, esa sensación difusa pero acuciante de no pertenecer a este mundo actual, de conocer otra forma de vida y otro estado de conciencia más alto y más feliz: trabajar para INTEGRARLO con su YO CENTRAL , en el que irá hallando las respuestas más profundas para sus nuevas preguntas. En las crisis del despertar espiritual, guiarlo en el momento del despertar en que se encuentre, INTEGRÁNDOLO progresivamente a niveles de conciencia cada vez más amplios, más abarcadores y más plenos, a través de todas las herramientas conceptuales y metodológicas que le pueden ser útiles a cada paciente.”   (“El don”, Editorial Dunker, 2008)

                             “Desde muy chica fui sensible al sufrimiento humano, en lo referente a los sentimientos, a las relaciones interpersonales y al más allá. Me gustaba escuchar los problemas de mis compañeros, ayudarles a estudiar y a comprender, evitar las peleas y promover conciliación y abrirse a dimensiones superiores que no podía explicar, pero intuía como reales. Así fue como estudié psicología y adquirí los conocimientos y herramientas científicas y técnicas para realizar dicha vocación. Tuve la oportunidad de conocer a los autores mencionados quienes me allanaron el camino de búsqueda y práctica de lo que intuía. Hoy me considero una PSICÓLOGA INTEGRADORA activa y comprometida con la integración en los diversos planos que describe la Licenciada Amalia Estévez, tan magistral y sintéticamente”.  

Lic. María Cecilia Chumillo
www.ceciliachumillo.com.ar

 

Lecturas

Wilber, K. “Psicología integral”, Ed. Kairos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: